nuevo-3Maestros de Niños – Serie: Jesús el Incomparable 3

 

MAESTRO: El propósito de esta serie, y de cada uno de los temas, no es escribirte palabra por la palabra lo que tienes que decirles a tus alumnos, sino ofrecerte una estructura que te oriente y te permita enriquecer cada tema todo lo que quieras. Y por enriquecer me refiero a que utilices todos los medios audiovisuales que refuercen la enseñanza que estás transmitiendo. Dale rienda suelta a tu creatividad.

 

Tema 03. SEGUIR A JESUS (2º Parte)

Pasaje clave: Lucas 9:61-62.

1. Objetivos.

         A. Que el niño entienda que las excusas nos distraen y nos impiden seguir a Jesús.

         B. Que el niño afirme su decisión de seguir a Jesús.

         C. Que el niño realice un nuevo listado en el que anote las excusas que lo distraen de seguir a Jesús.

         D. Que el niño evalúe su listado anterior de maneras prácticas de seguir a Jesús y decida seguirlo en aquellas cosas en las que aún no lo está haciendo.

 

2. Las excusas nos distraen de seguir a Jesús.

(Nota: Dale algunos ejemplos claros y acordes a su edad para que entiendan qué son excusas. Por ejemplo: “No puedo orar porque tengo que hacer la tarea de la escuela”. “No vengo a la Red porque juego al fútbol”. “Me quede viendo televisión”. “No tengo ganas”, etc. Luego pídeles ejemplos a ellos y escúchalos atentamente).

¿Por qué ponemos estas excusas?

A. A veces por vergüenza. Tenemos vergüenza de que nuestros amigos o familiares se rían de nosotros si nos ven orando o leyendo la Biblia. O si vamos a la iglesia.

B. Otras veces ponemos excusas por miedo. Miedo a que nos dejen solos, miedo a que nos hagan bromas, miedo a que nos digan cosas feas por seguir a Jesús.

C. Si tengo amigos que roban y Jesús me dice: “no robarás”. ¿Qué hago? Tengo que alejarme de esos amigos. Pero si no quiero alejarme de ellos pongo excusas: “no puedo”, “me vienen a buscar”, “mi mamá me deja estar con ellos”, etc.   

D. Otras veces ponemos excusas porque no queremos seguirlo. Porque lo que Él nos dice, que tenemos que perdonar, orar, ir a la iglesia, alabar a Dios, etc., no queremos hacerlo.

 

3. Hagamos un nuevo listado…

En este nuevo listado cada uno de ustedes va a anotar sus excusas que no les dejan seguir a Jesús.

(Nota: Si son muy chicos y no saben escribir muy bien, que ellos se las vayan diciendo y ustedes las anotan).

Ahora que terminamos de escribirlas, vamos a agarrar nuestras hojas y vamos a orar renunciando a todas estas excusas. “Señor Jesús, renuncio a todas estas excusas que escribí en este papel, y hoy, delante de ti, me comprometo a seguirte. Me comprometo a obedecerte, a venir a mi Red, a no faltar, a orar, a leer la Biblia un poco cada día, a no estar con personas que hacen cosas malas y a contarles a mis amigos de tu amor. En tu nombre, amén”.

(Nota: Cuando finalicen esta oración, recojan todos los papeles y quémenlos delante de ellos. Y les explican que al quemarlos es como si estuviéramos renunciando para siempre a esas excusas que nos impiden seguir a Jesús). 

(Nota: Para finalizar la clase, ayúdenles a evaluar sus listados de cosas que hacen que demuestran que siguen a Jesús. Evalúen con cada uno de ellos qué cosas están haciendo y cuáles no. Felicítenlos en todas aquellas que están haciendo y pregúnteles por qué no están haciendo las otras. Anímenlos a comenzar en la semana a hacerlas. Finalicen orando por las vidas de cada uno de ellos).

Por Edgardo Tosoni

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa para comentar!
Por favor ingresa tu nombre