principios-para-operar-en-milagrosEvangelismo – Principios y Claves Para Operar en Milagros 3

 

Continuemos.

6. Los milagros sólo existen en el ahora, no en el tiempo.

Jesús nunca oró por un enfermo, siempre declaró la Pala­bra en el presente, con poder y autoridad. Él decía por ejemplo: “Sé sano”, “Sé salvo” o “Sé libre”, porque el reino de Dios ya ha­bía venido. Jesús les estaba diciendo: “Tu milagro es ahora”. Él siempre rompió las leyes del tiempo, del espacio y la materia. Al­gunos predicadores profetizan milagros para el futuro, por eso hay gente que no busca un milagro sino una sanidad.

Algunos predicadores han causado que los milagros se demoren por­que hablan siempre del futuro, que Dios hará milagros, traerá un avivamiento o nos visitará con Su gloria; muy pocas veces hablan de lo que Él está haciendo y diciendo ahora. Hay gente que a lo mejor no hubiese muerto, si le hubieran proclamado que los milagros están disponibles ¡ya! ¡Hoy! ¡Ahora! Es bueno aclarar que un milagro no siempre se manifiesta de inmediato físicamente, pero sí puede recibirse en el espíritu ¡ahora!

 

7. “La fe es ahora” es el principio para recibir un milagro.

La mayoría de hombres y mujeres en la Biblia que reci­bieron un milagro u obraron milagros rompieron las leyes del tiempo. Por ejemplo:

La mujer sirofenicia. Oh mujer, grande es tu fe; hágase contigo como quie­res. Y su hija fue sanada desde aquella hora (Mateo 15:28)

Jesús le dijo a esta mujer que ése no era su tiempo porque todavía Él no había muerto ni resucitado. Entonces surge una pregunta: ¿Cómo la sanó? Jesús entró al ámbito espiritual por la fe, fue hasta la fundación del mundo y de ahí trajo la sani­dad. Así la sanó.

La resurrección de Lázaro. Jesús le dijo: ¿No te he dicho que si crees, verás la glo­ria de Dios? (Juan 11:40)

Jesús vivía el poder de Dios en el ahora. Marta le hablaba de la resurrección del siglo venidero y Jesús luchaba por sobrepasar su intelecto y llevarla a la eternidad, donde todo es ahora, un perenne presente. De allí trajo Jesús a Lázaro a la vida de nuevo.

La mayoría de creyentes tenemos una mentalidad de futuro, no de ahora. El siguiente testimonio demuestra que los milagros existen siempre en el ahora; no en el futuro, sino en el ahora:

Durante una campaña de sanidad y milagros, en la ciudad de Maracaibo, Venezuela, uno de los pastores de nuestra iglesia oró por una mujer que había perdido el tobillo de su pie derecho en un terrible accidente automovilístico hacía más de seis meses. Su pie literalmente colgaba por lo que sufría dolores desgarradores que le impedían caminar ni siquiera con muletas. Tan pronto como oraron por ella, el Señor hizo un milagro creativo y le colocó un tobillo nuevo frente a todos. La mujer daba gritos de alegría y júbilo, y empezó a correr y brincar por la iglesia. Afirma que mien­tras oraban por ella sintió un fuerte e intenso estirón en el hueso de su pierna y un calor abrasador por todo su cuerpo; entonces se dio cuenta que podía afirmar el pie. ¡Había recibido un milagro creativo! ¡Ya no tenía que esperar un trasplante! ¡Dios le había puesto un tobillo nuevo! Ahora la mujer está completamente sana, camina bien, vive contenta y agradece a Dios por su milagro.

Extracto del libro “Cómo Caminar en el Poder Sobrenatural de Dios”

Por Guillermo Maldonado

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa para comentar!
Por favor ingresa tu nombre