EL BALANCE DEL SOMETIMIENTO LIBERADOR

Se encuentra una gran seguridad en entender este balance delicado: los pastores terrenales estamos sometidos al Pastor Jehová. Las ovejas están igualmente sometidas a Jehová, Su dueño. Al mismo tiempo, la oveja está recibiendo ayuda, dirección, alimento, protección, cobija, seguridad de parte de su pastor terrenal, quien sirve de mayordomo y administrador del rebaño. El pastor no tiene autoridad ilimitada. La oveja tiene un recurso cuando el mayordomo está rebasando sus límites de autoridad: Jehová, el Pastor.

Cuando todo el mundo está funcionando dentro de los parámetros correctos, existirá un rebaño saludable. Habrá ovejas saludables, familias saludables, individuos saludables e, incluso, líderes saludables porque nadie estará llevando una carga que no le corresponde.

Los rebaños de ovejas de Dios saludables son un impacto en la sociedad. Son luz. Su testimonio y ejemplo son de bendición a su entorno, su ciudad y país. ¡Cuando las familias son saludables, la sociedad cambia por completo!

Usted y yo debemos tener claro que la manera en que podemos tener familias sanas es conociendo cómo funciona este precioso balance de entender cuáles son nuestros roles como pastores y ovejas. Todo se mantiene en balance cuando se lleva correctamente. El momento en el que uno u otro salen del balance, se desequilibra todo. Es cuando comienzan los abusos, los golpes, los excesos y lo insano. Por eso, al escribir estos pensamientos, deseo que sirvan para ayudarnos tanto a los líderes como a las ovejas a saber cómo funciona este precioso y delicado balance que el Señor ha implementado para nuestra salud personal y espiritual.

En los siguientes capítulos nos sumergiremos en los secretos que practica un gran líder o una gran líder. Estas enseñanzas emergen del mismísimo salmo 23 porque independientemente de títulos eclesiásticos, un gran líder cristiano es un gran pastor. Alguien que ama a la gente y quiere lo mejor para quienes influencia. Esos secretos se van a traducir en acciones, y luego de establecer un panorama general de adónde nos lleva el salmo, al estudiar cada una de esas acciones quiero recordar que las estudiaremos entendiendo que el fin es ser mejores mayordomos de las ovejas del Señor.

Al permitir que el ejemplo que nos ha dado Jehová el Pastor, penetre y permee nuestros pensamientos y afecte nuestra conducta, tendremos un gozo enorme al liderar. Será ligera la carga. No la veremos como algo pesada ni difícil, sino que nos traerá la alegría y el gozo de sabernos danzando en su gracia, como pocas cosas que la vida nos puede ofrecer.

Extracto del libro “Los 8 Hábitos de los Mejores Líderes”

Por Marcos Witt

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa para comentar!
Por favor ingresa tu nombre