Inicio / Sanidad Interior / Sanidad Interior – LA INSEGURIDAD INTERIOR 1

Sanidad Interior – LA INSEGURIDAD INTERIOR 1

living-room_214Sanidad Interior – La Inseguridad Interior 1

 

Pasaje clave: 1º Samuel 25:3

 

La inseguridad emocional

Si una persona es insegura puede deberse a varios factores:

1. Por tener mucha imaginación

Por Ej.: a alguien inseguro le sale un lunar y ya se imagina un tumor mortal, se imagina que se va a morir. Una persona insegura escucha un ruido y dice: “Es una bomba”, no dice: “Es solamente un ruido”. Esto es porque siempre van más allá de la realidad con la imaginación. Cuando usamos nuestra imaginación para pensar que lo malo va a ocurrir nos volvemos inseguros.

 

2. Por crecer en una familia insegura

La inseguridad se contagia. Cuando estamos cerca de personas inseguras, se nos pega su inseguridad. Cuando una persona nos dice: “Cuidado…”; “Me parece que no…”; “Fíjate…” por más que luchemos, terminamos bajando las defensas y se nos pega la inseguridad. Enton­ces, todo es un peligro, debemos tener cuidado con todo… De esta forma, alimen­tamos la inseguridad en nuestras vidas.

 

3. Por haber sido descalificado

Algunas personas son inseguras porque sus familias las descalificaban todo el tiempo. La siguiente situación puede ser un ejemplo de humillación:

-”Mamá, me saqué un diez”.

-”Bueno, pero la letra es una porquería”.

Al otro día: “Mamá, mirá que linda letra”.

-”Sí, pero no me trajiste un diez” (O sea, siempre “falta la moneda para el peso”)

Otro ejemplo es cuando los padres le dicen a sus hijos “tonto”, “estúpido”. Incluso cuando los hijos toman decisiones y los adultos las ponen en tela de juicio, impartiéndoles dudas e inseguridad. En consecuencia, estas actitudes hacen que las personas crezcan físicamente, pero que interiormente sean niños inseguros.

 

4. Por haber sido herido.

Si una persona tuvo una pareja que le prometió amor durante toda la vida, pero se mandó a mudar con otro/a, esta decepción produce inseguridad. Desde entonces, todos los hombres o mujeres serán una “porquería”. Cuando uno es decepcionado en el área de los afectos, se activa la inseguridad.

 

5. Por legalismo

El legalismo enseña que nunca podemos ser del todo santos para Dios. Siempre nos falta algo, somos: casi una buena mamá, casi un buen papá, casi un buen cristiano, casi un líder. Casi Dios nos va a bendecir, casi podemos soñar, casi podemos ser campeones. Nunca alcanzamos nada porque el legalismo nos transmite inseguridad.

 

A. La inseguridad bloquea el potencial

Veamos en las Escrituras la historia de Nabal y Abigail (1º Samuel 25: 3-42). Nabal quiere decir “estúpido”, “insensato” y representa a la gente insegura. Era del linaje de Caleb, quien era su tatara, tatara abuelo que conquistó un monte a los ochenta años. Es por eso que Nabal tenía sangre de conquistador. Había una herencia espiritual poderosa en él, pero Nabal tenía bloqueada su sangre de  campeón por su inseguridad.

Asimismo, dentro nuestro existe un campeón (un millonario, una mujer sabia, un líder, etc) esperando poder salir. Pero si caminamos en inseguridad, nunca vamos a liberar el potencial que Dios nos dio.

Una persona insegura siempre bloquea todo lo bueno de Dios. Es por eso que cuando Dios afirma tu seguridad lo hace por medio de tu linaje de campeón. Debemos recordar que por nuestras venas no solamente corre sangre humana, sino que corre la sangre de Jesucristo. El es el campeón de los campeones, es nuestro hermano mayor, nuestro amigo y está con nosotros.

 

B. La gente insegura es cerrada

Nabal era un hombre de mucho dinero que se había casado con una mujer hermosa. Él era una persona muy cerrada, muy insegura. Un día, vinieron hombres del ejército de David a su casa y le pidieron hospitalidad y comida. Ante el pedido, Nabal les contesta: “¿Pero quién se cree que es David?” David era un caballero pero no era conveniente provocarlo. Cuando David se enteró del rechazo de Nabal, tomó su espada y quiso decapitar a todos.

Este relato nos enseña que existe gente que tiene sabiduría en un área, pero es torpe en otras. Nabal sabía hacer dinero, pero no sabía tratar a la gente. Cuando una persona es insegura, maltrata a la gente, especialmente a los que lo aman. Por el contrario, tratan bien al que no los ama. Las personas inseguras son cerradas de carácter, pobres en sus relaciones interpersonales, agresivas y lastiman al hablar.

Cuando caminás seguro, no necesitás agredir a nadie ni convencer a nadie, ya que sabés quién está con vos, quién te acompaña y quién es el que te envía.

 

C. La inseguridad no nos permite aprender

Nabal no escuchaba consejos y no se dejaba enseñar, esto demuestra que la persona insegura cree que lo sabe todo. Es por eso que, cuando damos un consejo, nos damos cuenta si el que lo recibe es sabio o necio. El sabio nos agradece, porque todo lo que ayude a su crecimiento, lo quiere y lo ama. Pero el necio vive todo como si fuese violencia o agresividad contra él, por eso es necio.

(CONTINÚA…)

Extracto del libro “Emociones Lastimadas”

Por Bernardo Stamateas

Devocionales - Cristianos Biblia

Acerca de Devocional

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>