Pasaje Clave: Benjamín y Jasub reconstruyeron el sector que está frente a sus propias casas. Azarías, hijo de Maseías y nieto de Ananías, reconstruyó el tramo que está junto a su propia casa. El siguiente tramo lo reconstruyó Sadoc hijo de Imer, pues quedaba frente a su propia casa. El sector que sigue lo reparó Semaías hijo de Secanías, guardián de la puerta oriental. (Nehemías 3:23, 29 NVI)

Goethe dijo: “Si cada cual barre la calle que tiene frente a su casa, el pueblo se mantendrá limpio”.

Para construir las ruinas Nehemías supo utilizar el interés hacia lo propio para producir la reconstrucción y así  la ciudad fue rodeada de la muralla reconstruida.

Hay una porción de responsabilidad que nos compete a cada uno y es edificar frente a nuestra casa. Esto implica que deberíamos cada uno de nosotros ocuparnos de aquella porción de territorio que ocupamos. ¿Por qué esto es así?

  • Quien conoce mejor tu barrio y tu ciudad, es usted.
  • Quien conoce mejor a la gente de su entorno, es usted.
  • Quien tiene mayor interés, es usted que vive allí.
  • Quien conoce mejor los recursos disponibles, es usted.

Dios no me va a pedir cuenta por el muro de Nueva York, pero de todo el cordón industrial, en  las ciudades en las que estamos como Redentor, soy responsable.

Nehemías les pidió que se levanten por sus hijos, por su bienestar, por ser su tierra. Levántate por tu familia, levántate por tus hijos, levántate por tus amigos. Hace algunas semanas uno de los lugares en donde hoy hay un búnker de bendición era un kiosko de drogas. La dueña de la casa daba testimonio que desde hacía unas semanas, cuando encontró a Cristo, dejó de vender “bolsitas…”. ¡Qué bueno que ella haya empezado a construir en su barrio una realidad diferente! Ese barrio va a cambiar, sus clientes se volverán sus hermanos y la bendición llegará a todo su mundo.

Cuando la labor es tan grande uno no sabe por dónde empezar… ¡Empieza por tu casa, por tu barrio, por tu ciudad!

Oración: Señor, quiero comenzar a construir desde frente de mi casa y desde allí producir el cambio y la transformación para la Argentina. Gracias porque mi parte será mi asunto y aún podré ayudar a aquellos que no tienen esta determinación, Amén.

Por Patricia y Daniel Cattaneo

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa para comentar!
Por favor ingresa tu nombre