SIN MIEDO AL FRACASO

“Más el Dios de toda gracia, que nos llamó a su gloria eterna en Jesucristo, después que hayáis padecido un poco de tiempo, él mismo os perfeccione, afirme, fortalezca y establezca» (1 Pedro 5.10)

Esta llave está referida a no tener miedo al fracaso y a poder perseverar en el proyecto, aun cuando haya contratiempos con el mismo. Es habitual ver personas que por miedo a que algo no resulte viven paralizadas, sin emprender nada, y terminan fracasando al no lograr desarrollarse.

El fracaso es una posibilidad que existe en todo proyecto y, a pesar de tomar todos los recaudos, igual se puede fracasar. Ante un fracaso hay que tener dos actitudes indispensables:

1. Aprender la lección que nos deja.

2. Entender que un fracaso no nos convierte en fracasados.

Para emprender proyectos se necesita independencia emocional del resultado y entender que un proyecto no somos nosotros. Si fracasamos y no volvemos a intentar más nada, verdaderamente habremos fracasado, pero si volvemos a intentarlo con mayor sabiduría, en el futuro podremos lograrlo.

  • Contemplá el fracaso como una posibilidad.
  • Recordá que si fracasa tu proyecto, no te convierte en un fracasado.
  • Fortalecete en el Señor, tu vida depende de Él y no de tu proyecto.

Yo bendigo tu vida para que en este tiempo puedas perfeccionarte, afirmarte y fortalecerte en el Señor, sabiendo que aunque haya un tiempo de padecimiento, al final verás la gloria de Dios.

Por Daniel González

Artículo anteriorDevocional Diario – 10 VECES MEJOR
Artículo siguienteDevocional Diario – LOS CONTACTOS
Psicólogo, docente, consultor familiar, conferencista y autor (Verdades Que Sanan, Desafíos Para Jóvenes y Adolescentes). Trabajé con la niñez y la formación de maestros de niños. Fui pastor de adolescentes y jóvenes por más de 10 años. En la actualidad me dedico a enseñar, escribir, dictar conferencias y dirigir www.devocionaldiario.org y www.desafiojoven.com, donde millones de personas son alentadas, edificadas y fortalecidas en su fe. Casado y padre de tres hijos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa para comentar!
Por favor ingresa tu nombre