Mujeres Cristianas – Mujeres Seguras de Sí Mismas 2

 

Continuemos.

Mardoqueo es un maestro, es el que nos ayudará a tomar las mejores decisiones y chequeará la madurez, si crecemos o no. Debemos dejar de estar estancadas en una etapa mental, no podemos seguir pensando como a los quince años, debemos madurar.

Quizás Mardoqueo sea alguien muy frontal y no nos guste escuchar lo que está diciendo, pero impartirá sabiduría. He observado un problema muy grande en las mujeres que estando motivadas para hacer cosas, para crecer en ciertas áreas, no pedimos consejos sabios y nos mandamos solas diciendo que “la fe nos ayudará”. ¡Es bárbaro!, pero la fe es acción sabia, no cualquier acción, no es moverse por mover.

La fe es una acción llena de sabiduría. Asesorarte por un mentor, alguien con experiencia que te asesore, que haya pasado por el camino por donde transitarás y te de revelación para lo que harás.

Capacidad para saber con quién relacionarse. Buscá mentores que te guíen. Juntate con gente madura. Tomá las mejores decisiones y asumí la responsabilidad correcta. “Si asumo una responsabilidad más grande que mi madurez, terminaré mal”. Si el sueño crece más que la soñadora, la aplastará.

Un Mardoqueo no es un líder que te hace sanidad interior, ni un sicólogo que te hace ver el pasado y analizar la solución, Mardoqueo te ve con éxito y se preocupa por tu futuro. Te dice: “Sé que vas a tener victoria y triunfarás”.

Te advertirá de la cercanía del enemigo y dirá: “¡Cuidado con esta persona! o con esto o aquello”. Porque él ya pasó por ese camino, adquirió discernimiento y conocimiento que debemos aprovechar. Permití que el que ha pasado por una experiencia similar te alerte, ¡no seas terca!

Mardoqueo te dirá dónde está el enemigo. Cuando tomes una decisión relacionada con tu progreso, enojarás a alguien, por eso buscá al que te advierta cómo moverte.  Jesús enojó a los fariseos porque se metió en el centro del legalismo y quería destruir ese sistema, por eso siempre lo persiguieron. Siempre que quieras rescatar gente o progresar, vas a enojar a alguien.

Los Mardoqueos que nos adoptan y ayudan vendrán a decir: “No bajes los brazos, hay mucho por hacer, estas en la mitad del camino (o llegando), no te rindas”. “No decaigas, a mí también me pasó, sé perseverante”.

¿Sabes qué bueno es tener una persona que te aliente y diga: “No importa lo que te pase, vas a llegar, estas a punto de atrapar tu bendición, no te rindas, que no decaigan tus fuerzas”.

Todos necesitamos un Mardoqueo pero todos debemos ser Mardoqueos en potencia, ser la sabiduría para otro. A Mardoqueo lo tenemos que buscar porque necesitamos lo que él tiene. Abrí tus ojos, tal vez esté a tu lado y no lo viste; quizás es la persona que menos pensás y guarda dentro suyo un montón de sabiduría que debes buscar.

No te enojes con Mardoqueo cuando te confronte y te haga sentir bronca, pensá: “Por algo esto que me dijo me dolió o me hizo mal, tengo que aprender en esa área”. No quiere decir que te rebaje o humille sino que con amor exprese lo que es para crecer.

Un Mardoqueo se reconoce. Hay que diferenciar a Mardoqueo de un manipulador.  El manipulador te dirá: “Yo sé mucho, vení que te enseño” y te atrapará siempre, querrá que pagues la deuda eternamente, que le agradezcas de por vida.

Mardoqueo sólo ve tu éxito y cuando aprendas te soltará diciendo: “Ya estas preparada, conquistá tu éxito”. Mardoqueo ayuda a que la semilla de fe que hay dentro tuyo dé fruto abundante. Es el que dice: “Yo hice lo que tenía que hacer, ahora seguí voz, ya aprendiste”. Será el que te adopte y de ánimo.

Mardoqueo en un momento fue muy duro con Ester, le dijo: Quiero decirte algo, si no actuás en este momento, Dios enviará a otra persona, debes tomar decisiones”. Mardoqueo te empujará con amor para que no te quedes, para que salgas de la depresión, de la situación en la que estás, y si no decidís otro tomará la oportunidad. Serás una mujer exitosa porque tenés todo para serlo, nada te falta, sólo necesitás un Mardoqueo que te aconseje.  Reconocé el área más floja de tu vida, la más insegura y buscá a alguien, seguilo, aprendé, y serás la mejor.

Por Alejandra Stamateas

6 Comentarios

  1. Excelente lectura esta! Pareciera que me describen exactamente a mi, en lo de mujer insegura, pero primero Dios encuento a algunos cuantos Mardoqueos. Voy a orar mucho y también a ponerme en acción para encontrar a estas personas.
    Bendiciones para ustedes <3

  2. Bendiciones miles! Estas palabras de MUJERES SEGURAS DE SI MISMAS me han impactado mucho. Es precisamente como me he sentido en estos días. Han sido palabras muy gratificantes para mí. Gracias a Dios Todopoderoso que habla través de personas como ustedes para bendecir la vida de personas como yo. Continúen así. Abrazos!

    • Hola Guadalupe05. ¡¡Bienvenida!! Y gracias a personas como vos que se dejan ministrar y bendecir con la Palabra. Éxitos!!!

  3. bendiciones solo quiero hacerles saber que las palabras que he leido en MUJERES SEGURAS DE SI MISMAS me ha llegado al corazon y ha ministrado mi vida a sobre manera ya que me encontraba pasando por algo similar desde que encontre esta paginag ha sido de gran bendicion para mi vida los animo a seguir adelante y que El Señor Los SIga Bendiciendo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa para comentar!
Por favor ingresa tu nombre