Sanidad Interior – Rompiendo el Círculo del Miedo 1

 

Pasaje clave: 1º Samuel 21:9.

Existen todo tipo de miedos. Algunos son menos comunes que otros, pero son j miedos al fin. Nombremos algunos:

  • Ablutofobia= miedo a bañarse.
  • Mirmecofobia= miedo a las hormigas.
  • Nomatofobia= miedo a los hombres.
  • Eisotropofobia= miedo a los espejos.
  • Eriosiofobia= miedo a cometer un pecado imperdonable.
  • Ergofobia= miedo al trabajo.
  • Insectofobia= miedo a los insectos.
  • Peladofobia= miedo a la gente calva.
  • Caliguinefobia= miedo a las mujeres hermosas.
  • Meteorofobia= miedo a los meteoritos.
  • Monofobia= miedo a la soledad.

Hasta el Más Valiente Tiene Miedo

David es un ejemplo muy claro de un hombre que, a pesar del miedo, pudo enfrentar y vencer a Goliat. David fue un valiente hecho rey. Pero cuando se enteró que Saúl lo perseguía, tuvo temor y huyó.

Todos hemos experimentado miedo alguna vez. El miedo es normal. Es una señal buena y positiva de protección. Sin embargo, cuando el miedo no tiene fundamento, cuando se transforma en algo irracional, en algo persistente, en algo que nos ata… entonces el miedo se torna dañino.

Cada miedo que no hayas vencido, podrá ser una atadura de por vida. Trece años estuvo David huyendo de Saúl. Enfrentó a Goliat sin temor, pero nunca pudo enfrentar a Saúl, porque siempre le tuvo miedo. Fue tanto el temor que le tuvo, que huyó de él y se fue a meter a la ciudad del rey Aquis, quien era, nada más ni nada menos que el rey del gigante Goliat.

 

El Miedo Siempre te Hace Huir al Lugar Equivocado

Cuando David llegó a Aquis la gente lo reconoció. ¡Fue a la misma ciudad donde había vencido a Goliat! Esta historia nos muestra que cuando uno tiene miedo hace estupideces.

Hay un círculo vicioso en el miedo… porque el miedo se alimenta de sí mismo. El miedo sigue un ciclo, una manera de funcionar en etapas que se repiten. Veamos:

1º Fase: Gran Imaginación.

Todo empieza con una gran imaginación. ¿Cómo se activa el circuito del miedo frente a cualquier situación? Por una imaginación exagerada. Nos imaginamos que frente a una situación va a pasar lo peor. Por ejemplo, una persona que nunca habló en pú­blico; el solo hecho de pensar que tendrá que enfrentar a la gente, activa inmediatamente una gran imagina­ción: «…se van a reír de mi… me voy a quedar sin voz… » «… ¿Qué pasa si me olvido lo que tengo que decir?…» Gran imaginación.

En realidad, por lo general, no se cumple ese pensamiento catastrófico. Pero en la mente, el pensamiento de que va a suceder lo peor, es muy grande. Cuando estés frente a una situación, y exageradamente imagines lo peor, entraste en el circuito del miedo.

 

2º  Fase: Miedo.

La gran imaginación activa el miedo… el miedo comienza a moverse… y eso exagera más la imaginación. Entonces empezás, no solamente, a pensar. Por Ej.: «Quiero tener un hijo… ¡ay! pero voy a quedar con unos kilitos de más, después del primer bebé «.También empezás a exacerbar más la percepción, a distorsionar la realidad. El miedo te dice: «¡Vaca!! Vas a quedar gorda como una vaca».

El miedo activa la imaginación, y también genera una respuesta corporal. Ense­guida hace que tu cuerpo empiece a sentir algo, que tu voz se aflaute, que transpi­res, que los nervios y el corazón se aceleren. Todas estas respuestas corporales harán, que efectivamente, se cumpla lo que imaginaste al comienzo.

 

3º  Fase: La Gran Imaginación Trae Miedo y el Miedo me Frena o me Acelera.

¿Qué quiere decir que el miedo te frena? Una persona que va a hablar en pú­blico, empieza a imaginar lo peor, lo toma el miedo… el miedo alimenta lo peor y bloquea su cuerpo. Y entonces, cuando va a dar la charla, se queda sin voz. El miedo lo paraliza. El miedo, o te frena, o te acelera. ¿Qué quiere decir que te acele­ra? Hace que te muevas en una dirección opuesta, que empieces a hacer cosas tontas. ¿Qué hizo David? David no quedó frenado frente a Saúl, que lo perse­guía; sino que empezó a huir al lugar equivocado, porque el miedo te hace correr hacia el lugar equivocado.

(CONTINÚA…)

Extracto del libro “Emociones Lastimadas”

Por Bernardo Stamateas

Lee Rompiendo el Círculo del Miedo 2

Lee Rompiendo el Círculo del Miedo 3

Lee Rompiendo el Círculo del Miedo 4

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa para comentar!
Por favor ingresa tu nombre