Predicaciones Cristianas – Entrena, No Intentes 3

 

Continuemos.

Me imagino a Marta y María muy enojadas diciendo que debería de haber aparecido antes, y él muy fresco aparece después de cuatro días y le dice que no está muerto Lázaro. Y ella le dice: Si no tienen nada bueno que decir no digas nada. Y los vecinos haciendo comentarios hostiles, y Jesús lloró, pero el no lo hizo por Lázaro. Si Cash se muere y me manda n a revivirlo desde argentina no llorar llego con seguridad. EL no lloraba por un amigo, porque lo podía resucitar, el lora por la incredulidad, porque después de tantas cosas que compartieron.

Escucha llorar a Jesús, pero el nunca lo hará porque enfermedad o por tu necesidad, la lastima o la necesidad no mueven a Dios. La necesidad jamás mueve al Señor, lo mueve tu fe. Por eso los incrédulos los faltos de fe dicen que Dios no hace nada con los muertos de hambre y cuando lo hacen es porque no creen que el puede salvarlos, y el no puede hacer nada por la falta de incredulidad.

¿Sabes lo que es dormir en un barco? Yo no puede creer a Jesús durmiendo en una barca en medio de la tormenta, pero eso no lo querrán contar a sus nietos, ellos empezaron a tener miedo y despertaron a Jesús. Jesús les dice cundo despierten: “No tengan temor”.

Yo pienso que Jesús se despierta y les dice: “Hay… no tengan miedo”, y agarrándose de la barca acabando de despertar dice: “Viento enmudece, mar quítate” Después les dijo: Hombre de poca fe, ya me voy a dormir otra vez…
Yo creo que los apóstoles escucharon por mucho tiempo fue que eran hombres de poca fe. Ellos tenía la oportunidad de para los vientos en el nombre de Jesús que está durmiendo.

Ellos podía reprender demonios y sanar enfermos en el nombre de Jesús, pero sin embargo no lo hicieron, fueron a despertar a Jesús. Él les dijo eso no es un demonio, es un súper demonio. Estamos ahí y no podemos hacer nada. Y Jesús les dice: Hasta cuando voy a invertir mi tiempo con ustedes y mi ministerio si en cuanto ven una dificultad empiezan a dudar.

Pedro pasa toda la noche queriendo pescar y no la logra. De pronto, llega Jesús y le dice: vamos a pesar. Creo que Pedro le pudo haber dicho, que estaba loco que no podía ser porque él sabía lo que hacía. Pero le dijo: “En tu palabra echaré la red. Esto es similar a lo que nos pasa a los hombres, cuando vamos manejando y nos dicen: métete por acá, porque ahí no es, y cuando ven que uno no hizo caso y se equivocó: “Te lo dije”.

Pedro no tuvo esa actitud. La Biblia dice que la creación reconoce al Creador. Entonces cuando los peces ven la red, se pelean por entrar por que dicen que prefieren ser pescados por Dios, que peces anónimos. Pedro se sintió mal de haber dudado del Señor. Pedro cree que conoce a Jesús pero no es así. Porque la Biblia dice que el que conoce a Dios se esforzará y actuará.

¿Cuantos creen que Jesús es el amigo que pueden despertar cuando la tormenta sube a su barca? Hay gente que piensa que Dios dice que nos prosperará, pero Él no es solo un Cristo de prosperidad. Él es más allá. Imagino que cuando le dicen a Pedro que lo iban a crucificar, el pensó que ese no era el Cristo que él esperaba, quizás en ese momento él tenía ganas de negarlo, porque no entendía los planes que le tenía. Jesús tiene planes mayores de los que tu estas esperando.

Cuando fue mi juicio, yo no fui a decirle a Dios: “Gracias, te alabo”. Esa fue mi primera reacción, pero después, con el paso del tiempo estaba enojado con Jesús. Estaba molesto, me dolía que alguien me estuviera haciendo un daño, siendo yo un siervo de Dios. Me pasaba el tiempo disfrazando lo que sentía con la frase: ”No comparto”. Yo creo que tú al igual que yo piensas que en esas ocasiones dan ganas de decir al Señor: “Despierta, me estoy muriendo”

En al año de 1997 hicimos una cruzada en el River Plate, cuando llegue a ver como estaba el estadio y vi que no estaba del todo lleno, empecé a dudar y a creer que lo que la gente decía iba a pasar. Incluso, yo he estado en reuniones donde los pastores se preguntan ¿Cuándo será el día en que los latinos llenemos un estadio, sin tener un invitado de otros países? En esos momentos, me dan ganas de decirles que yo he estado allí, pero me han ignorado. Cuando empiezas a hacer algo grande, las personas empezaran a detenerte, cuando vean que no paras te empezarán a decir como debes hacerlo; y cuando vean que lo lograste te dirán que siempre creyeron en ti.

(CONTINÚA…)

Por Dante Gebel

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa para comentar!
Por favor ingresa tu nombre