Sermones Cristianos – El Poder de la Confianza y la Pasión 4

 

Continuemos.

C. Hablo mis Pasiones, no hablo Chisme.

La unción se escapa por mi boca. ¿Por dónde sale la presencia de Dios? Por lo que hablamos. Dice el evangelio de Juan que el buen pastor va al corral y llama a sus ovejas, y ellas oyen su voz y lo siguen. Las ovejas son tus bendiciones.

Llamá a tus bendiciones; si no te sigue ninguna bendición, es porque con tu boca estás hablando tonterías, porque si vos hablás chisme, te sigue la maldición; si vos hablás críticas, te siguen las cabras; pero si vos hablás tus bendiciones: «Finanzas vengan; belleza sígueme; levántame en tus brazos, ajústame, dame tu presión santa; gozo sígueme». Esas son tus bendiciones. Llamalas porque conocen tu voz, fueron diseñadas con tu nombre.

No llames a la cabra, no llames la crítica, no llames el chisme, no llames tonterías, llama a tus bendiciones. Llamo a mis bendiciones, llamo al éxito, llamo a la sanidad, llamo a la victoria, llamo a la paz, llamo a la gloria del Señor, todo lo que haga me saldrá bien, voy de gloria en gloria y de poder en poder, el Padre está conmigo y todo me saldrá bien… ¡amén!”

Moisés y el pueblo de Israel, salen de Egipto y llegan a las aguas de Mara. Las prueban… aguas amargas. Se enojan y dicen: «¡¿para qué nos sacaste Moisés?! Se empiezan a quejar; entonces Moisés se enoja y dice: «Señor, ¡qué agua! Las aguas están amargas, ¡y éstos están amargados!» y Dios le dice: «agarrá un pedazo de árbol y tiralo al agua, y las aguas se endulzan».

¿Sabés quién es el árbol? Vos. Somos como árbol plantado como las corrientes de las aguas. Dios te va a echar en ambientes hostiles porque tu presencia va a cambiar lo amargo en dulce, va a cambiar lo malo en bueno, va a cambiar lo enfermo en bendición. Decís: «pastor, ¿por qué estoy en este lugar tan feo, tanta opresión?, porque vos sos el árbol plantado sobre las corrientes de las aguas, que va a ser tirado por las manos del Señor y vas a cambiar la atmósfera, porque atmósfera no marca tu destino, vos le decís a tu destino, vos le decís a tu ambiente cómo tiene que funcionar.

Así que preparate porque por tu presencia vendrá la bendición donde quiera que Dios te eche. Y tomaron del agua… ¡y estaba dulce! Y dice que siguieron marcha y llegaron a Elim -que quiere decir ‘poderoso’- y había setenta palmeras, y Dios me dijo: «por cada ambiente amargado que cambies en bendición, yo te daré setenta palmeras de bendición.»

Así que preparate: por cada victoria en ambientes hostiles, setenta palmeras de descanso, setenta bendiciones sobre tu vida; porque no te vas a quedar sobre aguas amargas, porque Dios te va a llevar a Elim, porque Elim es el destino. Acá se formó por primera vez el ejército de Dios. Dios te va a usar para que tu familia sea levantada para pelear por sus bendiciones; vas a levantarte con actitud de guerra y vas a decir: «nadie me va a sacar el destino, las pasiones y los sueños que Dios encapsuló dentro mío; yo voy a seguir porque Dios está conmigo.»

 

D. Si sigo mis Pasiones voy a Conectar con Gente Apasionada.

Hay tres tipos de personas: primero está Zacarías, el profeta que estaba viejito y decía «quiero un hijo», y se le apareció el ángel y le dijo: «Zacarías vas a tener un hijo» y dijo «¿cómo, si estoy viejo?» y el ángel dijo: «quedate mudo, cabezón; vos hablás en negativo».

Llegó a la casa y ¿cómo le decía a la esposa que iban a tener un hijo? Y luego la viejita, quedó embarazada, y dice que cuando pasaron los primeros seis meses Elizabet fue a saludar a su prima María, la mamá de Jesús; y cuando la saludó, el bebé saltó.

Y Dios me dijo, «Bernardo, hay tres tipos de personas en la tierra: primero los mudos, que no tienen sueños, no tienen pasión, no tienen palabras de fe, no tienen nada para decirte, porque cuando hablan la embarran; después está la voz de Elizabet, cuando ella le hablaba al bebé, el bebé se movía. Pero hay una voz superior, que fue la voz de María; porque cuando ella la saludó a Elizabeth, el bebé no se movió… ¡saltó!

(CONTINÚA…)

Por Bernardo Stamateas

Lee El Poder de la Confianza y la Pasión 5

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa para comentar!
Por favor ingresa tu nombre