Predicaciones Cristianas – Mentalidad de Jefe 1

 

Pasaje clave: 1º Reyes 18:41-45.

Hay muchas personas que no llegan a jefes por varios motivos.

A. Creen que es mandar y, en la primera oportunidad que alguien los nombra jefes, lo usan para lastimar, descalificar y maltratar. (Esa gente ya está descalificada.)

B. Se «la creen» y les viene como un espíritu de soberbia. Pablo decía: «No pongas en el liderazgo gente neófita porque se evanecerán».  La palabra neófita, quiere decir «gente con la cabeza vacía y que se le va a inflar». (Hay mucha gente que es maravillosa hasta que recibe liderazgo o un aumento de sueldo; cuando tiene personas a cargo, nadie más le puede decir nada, ni enseñar.) Esa gente se cae.

C. Les agarra ataque de pánico, piensan que todo el mundo les quiere «quitar» o «serruchar» el lugar, entonces se enquistan en el liderazgo (sea laboral o espiritual). Dicen: «Bueno… ya está, lo logré, me costó años…» Tienen miedo a la gente y, al final, pierden su lugar.

 

Verdades de Dios Sobre los Jefes.

Las grabaremos en nuestro espíritu y estaremos seguros de que fuimos creados para ser jefes. Dios nos puso por cabeza y no por cola. Oímos decir: «Hay gente que nació para mandar y otros para ser mandados», y eso es anti Bíblico.

El objetivo de Dios es que seas líder o jefe en el ámbito donde te muevas.

 

1. Un Jefe Tiene Mentalidad de Dueño.

En el trabajo cuida las cosas como si fuesen tuyas, cada aspecto, cada centavo, que la gente crezca. Al tomar una decisión pensá: «Estoy creando valor para mi empresa o trabajo».

Esa manera de actuar, te hará una persona digna de confianza, responsable, trabajadora y con liderazgo suficiente para ser jefe. Sentí que el trabajo te pertenece y cuidalo. Tu jefe natural será impactado y Dios verá que, aunque no sos jefe, ya tenés formada la mentalidad.

Mentalidad de dueño es sentir que todo te pertenece, está debajo de tus pies y lo cuidas  como si lo fuera.

 

A. Dios Puso la Habilidad para Poder Todo.

«No puedo tener mi empresa», «Yo no puedo estudiar». Sí, podes todo.

«No puedo bajar de peso», «No puedo formar una familia». Sí, podes todo.

Todo es posible, todo lo que pidas te lo dará.

Dios te habilitó porque te llamo a ser jefe, y el problema no es la autoestima sino la eficacia.

Autoestima dice: «Me gusto a mí». Eficacia dice: «Yo sé que puedo».

Muchos tiene estima pero no creen: «Acepto, pero no creo que pueda lograrlo». Y, «Todo lo puedo en Cristo».

 

B. No Dejes que tu Mente te Mande, Ensíllala.

Por eso Pedro dijo: «Ceñid los lomos del entendimiento», es decir: «Poné asiento al caballo», poné asiento a tu cabeza porque si no será como una caballo salvaje. Tu «cabezota» puede ser como un animal si no le colocás la montura del Espíritu de Dios.

El caballo corre, pero el hombre inventó el tren y le ganó. Declará: «Nací para ser jefe, para gobernar, para liderar y Dios me dio la habilidad para que todo lo pueda en Cristo».

(CONTINÚA…)

Por Bernardo Stamateas

Lee Mentalidad de Jefe 2

Lee Mentalidad de Jefe 3

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa para comentar!
Por favor ingresa tu nombre