Inicio / Estudios Biblicos / Estudios Bíblicos – JESUS, LA VID VERDADERA 1

Estudios Bíblicos – JESUS, LA VID VERDADERA 1

yo-soy-la-vid-verdaderaEstudios Bíblicos – Jesús, la Vid Verdadera 1

 

Pasaje clave: Juan 15:1-17.

 

Te comparto el bosquejo de este estudio bíblico. Amplíalo, profundízalo y aplícalo a tu vida.

1º-  El propósito de Dios: Su PARA QUE

1. vs.2. Para que lleve más fruto.

2. vs.11. Para que mi gozo esté en vosotros, y vuestro gozo sea cumplido.

3. vs.16. Para que vayáis y llevéis fruto, y vuestro fruto permanezca.

4. vs.16. Para que todo lo que pidieres al Padre en mi nombre, él os lo dé.

 

2º- El deseo de Dios: PERMANECER EN ÉL

1. vs.4. Permaneced en mí, y yo en vosotros.

2. vs. 2. Como el pámpano no puede llevar fruto por sí mismo, si no permanece en la vid, (en Cristo)

3. vs.4. Así tampoco vosotros, si no permanecéis en mí.

4. vs.5. Yo soy la vid, (Cristo) vosotros los pámpanos; el que permanece en mí, y yo en él.

5. vs.6. El que en mí no permanece,

a) será echado fuera como pámpano, separación.

b) y se secará,

c) y los recogen,

d) y los echan en el fuego,

e) y arden.

6. vs.7. Si permanecéis en mí,

7. vs.7. Y mis palabras permanecen en vosotros,

a) pedid todo lo que queréis, hay ciertas condiciones, a tener en cuenta. 

b) y os será hecho. En Jesús y su palabra.

8. vs.9. Como el Padre me ha amado, así también yo os he amado; permaneced en mi amor.

9. vs.10. Si guardareis mis mandamientos, permaneceréis en mi amor. El ejemplo de Cristo a seguir:

“Así como yo he guardado los mandamientos de mi Padre, y permanezco en su amor”.

10. Os he puesto para que vayáis y llevéis fruto y vuestro fruto permanezca.

 

3º- El mandamiento de Dios: QUE NOS AMEMOS

1. vs.12. Este es mi mandamiento: Que os améis unos a otros, Como yo os he amado.

Cuando uno no conoce el amor de Jesús. ¿cómo puede amar como él nos amó?

El ejemplo de Cristo a seguir:

2. vs.17. Esto os mando: Que os améis unos a otros.

Una orden a cumplir. No es una sugerencia, ¿qué pasa con este mandamiento?

 

4º- La demanda de Dios: DAR FRUTO

Ga.5:22-23. El fruto del Espíritu es:

1. Nuestra conducta hacia Dios: amor, gozo, paz.

2. Nuestras relaciones sociales: paciencia, benignidad, bondad.

3. Nuestra conducta cristiana: fe, mansedumbre, templanza, (dominio propio).

Ro.6:22. Tenéis por vuestro fruto la santificación.

Ef.5:9. El fruto es en toda bondad, justicia y verdad.

Col.1:10. Llevando fruto en toda buena obra.

He.13:15. Fruto de labios que confiesan su nombre.

Stg.3:18. El fruto de justicia se siembra en paz.

Ro.7:5. Obraban en nuestros miembros llevando fruto para muerte.

1. vs.2. Todo pámpano que en mí no lleva fruto, lo quitará,

El Padre en persona es el que realiza el trabajo de quitar.

2. vs.2. Y todo aquel que lleva fruto, lo limpiará

El Padre en persona es el que realiza el trabajo de limpiar.

3. vs.2. Para que lleve mas fruto.

El Padre es el que demanda mas fruto.

4. vs.4. Como el pámpano no puede llevar fruto en si mismo, si no permanece en la vid.

Jesús habla aquí de producción, rentabilidad, (fruto) Mt.7:15-20.

La limpieza está ligada a la mayor producción, cuanto mas limpio mas fruto. La palabra produce el efecto limpiador, leerla, aplicarla, expulsa el pecado (Sal.119:9). ¿Con qué limpiará el joven su camino? Con guardar tu palabra.

Sal. 119:11 En mi corazón he guardado tus dichos, para no pecar contra ti.

(CONTINÚA…)

Por Pastor Adelqui Tosoni

Acerca de Devocional

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>