Inicio / Devocional Diario / Devocional Diario – EL PADRE CUIDANDO A SU HIJO

Devocional Diario – EL PADRE CUIDANDO A SU HIJO

Devocionales Cristianos – El Padre Cuidando a Su Hijo

 

Pasaje clave: Mateo 2:13-23.

Este segundo capítulo también nos muestra una lucha en el mundo espiritual.

Es una batalla invisible que se libera entre Dios y Satanás por la vida del bebé Jesús.

Por un lado nos muestra el cuidado y la protección de Dios, y por el otro el levantamiento de Satanás para destruir los propósitos de Dios.

 

1. Satanás Obrando Para Destruir.

A. ¿Quién fue el rey Herodes el Grande? (Mt.2:1).

Fue un astuto político romano que logró ser rey en el año 37 a.C. y que se mantuvo en el poder a través de todos los cambios sucedidos en el Imperio Romano. En su vida familiar era tan cruel que el emperador Augusto César dijo de él: “Preferiría ser el perro de Herodes y no su hijo”.

Herodes gobernaba cuando nació Jesús y murió poco tiempo después de la matanza de los niños.

 

B. Herodes se turba (Mt.2:3). Entra en shock ante la noticia del nacimiento de Jesús. “¡¿Cómo otro Rey?!” “¡¿De dónde salió este otro Rey?!”.

¿Por qué Herodes el Grande, asesino y perverso, reacciona de esta manera ante la presencia de un bebé recién nacido? Porque algo estaba sucediendo en el mundo espiritual. El diablo mismo incitó a Herodes a levantarse contra el recién nacido Jesús y a buscar información sobre él (vs.4-6). Satanás sabía que si lograba matar al bebé habría destruido para siempre el proyecto eterno de Dios.

¿Por qué Satanás usó al perverso Herodes contra Jesús? Porque él no sólo ambicionaba desmedidamente mantenerse en el poder sino que también estaba dispuesto a dejarse controlar por el diablo.

Cuando actuamos, pensamos o reaccionamos tal como lo hace el mundo nos ponemos en sintonía con Satanás. Esto nos genera desesperación, amargura, quejas, broncas y malestares de todo tipo, porque nada bueno viene del diablo.

¿En qué situaciones te encuentras pensando o reaccionando como lo hace el mundo?

 

C. Mt.2:16-18. Satanás lanza una última ofensiva por medio del endemoniado y perverso Herodes. Entre 40 y  50 niños mueren por aquella orden diabólica. Pero entre ellos no estaba el bebé Jesús.

 

2. Dios Obrando Para Cuidar y Proteger.

A. Mt.2:13, 19-20. José y María no sabían qué era lo que estaba sucediendo a nivel espiritual. Pero en el mundo espiritual Dios también se mueve y obra y mediante revelación le hace saber a José lo que está sucediendo. El Padre comienza a cuidar a su Hijo. Cuántas veces no discernimos lo que está sucediendo a nivel espiritual en nuestra contra y sin embargo el Padre ya nos está protegiendo y sus ángeles ya están a nuestro alrededor preservando nuestra vida de cosas peores porque somos sus hijos. Y si somos sensibles a la voz del Espíritu, el Padre viene con revelación y nos habla.

¿En qué situaciones viste y ves el cuidado personal de Dios?

Y cuando nos suceden cosas desagradables (por ejemplo: robo, abuso, maltrato, muerte), ¿podemos aún creer que Dios está cuidándonos porque tiene propósitos para nuestras vidas?

¿Puedes creer que más allá del dolor que los hombres te causaron, el amor del Padre te sana y te restaura para cosas mejores?

 

B. Mt.2:14-15, 21-22. José actúa en obediencia a la palabra de Dios. José se mueve según la dirección de Dios. El hijo obedece a la voz del Padre.

Entrégate a Dios como un hijo obediente: “¿Señor, qué quieres que haga? ¿Señor, cuál es tu deseo para mi vida? Estoy dispuesto y decidido a moverme en tu voluntad. Voy a obedecer tu palabra aunque vaya en contra de mis propios deseos. Señor, manifiéstate con poder en mi vida”.

Por Edgardo Tosoni

Acerca de Edgardo Tosoni

Psicólogo, docente, consultor familiar, conferencista y autor (Verdades Que Sanan, Desafíos Para Jóvenes y Adolescentes). Trabajé con la niñez y la formación de maestros de niños. Fui pastor de adolescentes y jóvenes por más de 10 años. En la actualidad me dedico a enseñar, escribir, dictar conferencias y dirigir www.devocionaldiario.org, www.desafiojoven.com y www.alientodiario.org, donde millones de personas son alentadas, edificadas y fortalecidas en su fe. Soy padre de tres hijos.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>