SIGUE, SIGUE, SIGUE, SIGUE, SIGUE, SIGUE…

PERMANECIENDO

En los años de risas,

Y en los años de llantos,

En tiempos de cosecha

Y en los tiempos escasos,

Te veo…

permaneciendo.

 

Amando y siendo amada,

dejando y siendo dejada.

En la distancia, en el silencio,

en la soledad y en el desconcierto,

contra todo pronóstico, sigues…

permaneciendo.

 

Golpeada por la decepción,

por los errores, por la frustración.

Embestida por el desengaño,

por una gran desilusión,

contra toda oposición, sigues…

permaneciendo.

 

Atravesada por el dolor,

ahogada por las lágrimas,

con luchas,

con derrotas,

con revanchas,

te levantas y continúas…

permaneciendo.

 

Se enciende un nuevo día

Se apaga la noche oscura.

En soledad o en compañía,

aquí estás, de rodillas,

clamando, buscando…

permaneciendo.

 

Permaneciendo…

Sobre una Roca inconmovible.

Sobre una Palabra infinita.

Sobre una Verdad inquebrantable.

Sobre una Esperanza que no termina.

Así te veo…

Permaneciendo.

 

Llegará tu esperanza.

Arribará tu anhelo.

El tiempo no habrá pasado en vano.

El corazón sentirá de nuevo.

Y con una sonrisa en tus labios,

te encontrará…

Permaneciendo.

 Edgardo Tosoni

22-04-2015

Dedicada a una mujer muy especial.

4 Comentarios

  1. Precioso Poema. A veces parece que desfallecemos pero Dios nos recuerda sus promesas y es ahí donde el corazón, el alma y el mismo espíritu resiste y podemos volver a levantarnos. Muchas felicidades.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa para comentar!
Por favor ingresa tu nombre